Comprender el cuerpo

Saber más sobre el cuerpo y cómo cambia con la edad

Descubre cómo funciona tu cuerpo, los cambios que puedes experimentar a medida que envejeces y cómo tratar el dolor físico relacionado con la edad.

Anatomía del cuerpo

En el cuerpo, los huesos, músculos, tendones, ligamentos, nervios y otros tejidos se combinan para crear el «sistema musculoesquelético», que permite al cuerpo moverse y mantener su forma.

  • Los huesos forman el esqueleto, la estructura que proporciona soporte y protege los tejidos blandos que constituyen el resto del cuerpo.
  • Los músculos, controlados por el sistema nervioso, nos proporcionan fuerza, equilibrio, postura, movimiento y calor.
  • Los músculos y los huesos se unen a las articulaciones, donde se encuentran los huesos, para permitir que nuestro cuerpo se mueva. Las articulaciones se encuentran en lugares como las rodillas, hombros, caderas, muñecas y dedos de la mano.
  • Los ligamentos son bandas de tejido conectivo fibroso que conectan los huesos para sostener y fortalecer las articulaciones.
  • Los tendones también son bandas de tejido fibroso que conectan los músculos con los huesos para permitir que se muevan.
  • El cartílago es la sustancia gomosa que cubre los extremos de los huesos en las articulaciones para ayudar a amortiguarlos y permitir que se muevan con fluidez.
  • Los nervios transmiten información sobre las sensaciones y el movimiento por el cuerpo.

*BBC Science & Nature - Human Body and Mind - Skeleton Layer. 2016. BBC Science & Nature - Human Body and Mind - Skeleton Layer. [ONLINE] Disponible en: http://www.bbc.co.uk/science/humanbody/body/factfiles/handsandfeet/hand.shtml. [Consultado el 20 de abril de 2016].

El envejecimiento y los cuerpos

El 31% de los españoles que sufre dolor lo califica como severo

Con la edad el cuerpo cambia – el cambio de las células, tejidos y órganos con el tiempo afecta al funcionamiento del cuerpo. Las células se hacen más grandes con la edad y son menos capaces de dividirse y multiplicarse, pierden su capacidad de funcionar o incluso empiezan a funcionar de manera anormal. El envejecimiento también hace que los tejidos pierdan masa (conocido como atrofia) o se vuelvan más rígidos y cueste moverlos. Con el tiempo, los huesos pierden densidad y se vuelven más frágiles y la reducción de los huesos de la columna vertebral (vértebras) puede hacer que se curven y compriman.

También puede que tengas más posibilidades de desarrollar enfermedades como la osteoartritis (el tipo de artritis más común) con la edad; en esta enfermedad las articulaciones se vuelven más rígidas y menos flexibles y el cartílago empieza a desgastarse. Esta enfermedad suele afectar a las articulaciones de la rodilla y la mano. La rotura de las articulaciones puede provocar inflamación, rigidez, deformidad y dolor, y hacer que sea incómodo moverse o realizar las actividades diarias.

**GSK Global Pain Index Research 2018

Cuidar los cuerpos que envejecen

Una de las mejores maneras de ralentizar o prevenir los problemas con los músculos, articulaciones y huesos es realizar ejercicio moderado, que puede ayudar a mantener la fuerza, el equilibrio y la flexibilidad.

Si empieza a dolerte más el cuerpo, si te duele más la espalda o los hombros al final de un largo día, o si empiezas a sufrir osteoartritis, no hay por qué aceptar que el dolor forme parte del envejecimiento. Hay fármacos disponibles que pueden ayudar a aliviar el dolor y reducir la inflamación que suele ser la causa del dolor. El médico puede recomendarte qué productos puedes usar para tratar el dolor. También te puede recomendar una dieta y ejercicios para ayudar a calmar el dolor.

Si te duelen constantemente las articulaciones, músculos o huesos con la edad, deberías acudir al médico, que puede realizar un examen o pruebas para identificar la causa del dolor y recomendarte cómo calmarlo, así como prescribirte medicinas si fuera necesario. Comenta siempre a tu médico las medicinas que estás tomando, incluyendo las compradas sin receta médica.

Saber más

Movimientos para calmar el dolor de espalda

El movimiento puede ser la mejor manera de ayudar a calmar el dolor de espalda. Estos son algunos consejos para ayudarte a mantenerte activo.

leer más

Dolores y tratamientos

Descubre cómo se debe tratar el tipo de dolor específico...

leer más

Beneficios del ejercicio para el cuerpo

Saber más sobre los beneficios del ejercicio y cómo mantenerte en forma puede ayudarte a seguir estando sano y a aliviar el dolor.

*GSK Global Pain Index Research 2018

leer más
El 47% de los hombres y el 41% de las mujeres reconocen practicar deporte El 47% de los hombres y el 41% de las mujeres reconocen practicar deporte